borrado de huella digital

Borrado de huella digital después del fallecimiento de un familiar

El rastro que dejas en Internet perdura en el tiempo, incluso después de tu muerte. Pero hay una opción que cada vez es más habitual: pedir el borrado de huella digital de la persona fallecida.

Entre la vida digital y la vida real ya no hay prácticamente distancias. Resulta muy difícil encontrar a alguien que no tenga, o haya creado, un perfil en alguna de las redes sociales que existen. Contamos que nos vamos de viaje y luego compartimos lo que hemos vivido en ese viaje. Relatamos anécdotas y conversamos con nuestros amigos y amigas en páginas públicas, al alcance de cualquier persona. Vertimos opiniones sobre lo que sucede y lo documentamos con fotos y vídeos. Durante nuestra vida dejamos un rastro que está al alcance de todos con solo teclear nuestro nombre en Google.

¿Has probado a buscar tu nombre en Google? ¿Cuántos resultados de búsqueda llevan tu nombre y apellidos? Esa es solo una pequeña parte de tu huella digital.

Cómo eliminar el rastro digital de un fallecido

derecho al olvido

El derecho al olvido, también conocido como ‘derecho a la supresión’, hace referencia al derecho a impedir que nuestra información personal en Internet sea difundida. Este derecho nos ayuda a limitar la difusión universal e indiscriminada de nuestros datos personales en buscadores, aunque la publicación de esos datos sea legítima. Este derecho linda con la opción del borrado de huella digital que cada vez es más frecuente. Es decir, que tenemos derecho a solicitar que nuestras fotos, datos personales e información vertida en redes sociales por nosotros mismos deje de existir cuando lo decidamos, o en este caso cuando fallezcamos.

Si buscas en Google ‘cómo eliminar mi huella digital de Google’ encontrarás varias páginas que te detallan los pasos a seguir para solicitar la retirada de tu información. Y simplemente rellenando un formulario, podemos indicar qué información queremos eliminar y dónde está alojada. Pero ¿qué sucede cuando un ser querido ha fallecido? ¿Podemos hacer esta gestión nosotros? Las compañías de seguros incluyen en sus pólizas la gestión de todo este trámite, pero si no tenemos seguro de decesos tenemos que hacer la gestión nosotros mismos. ¿Cómo hacerlo?

Si no tenemos las contraseñas de acceso a las diferentes redes sociales (que sería lo más habitual), tendríamos que contactar con las propias redes sociales, las empresas que gestionan cuentas de correo electrónico, almacenamiento en la nube, propietarios de publicaciones digitales…y un largo etcétera para solicitar el borrado del rastro de la información de nuestro ser querido. Además tendremos que aportar el certificado de defunción y otros datos personales que acrediten que tenemos la potestad de la eliminación de estos datos.

Este proceso suele ser largo y tedioso de gestionar después de un fallecimiento. Por eso nos hemos aliado con Te Borramos, abogados especialistas en derecho al olvido que gestionan el borrado de huella digital de las personas que lo solicitan.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.